La nada cotidiana – Zoé Valdés 

 

 

El paraíso perdido: una apología a la libertad 

Ella viene de una isla que quiso construir el paraíso” 

La escritora cubana, ensayista, directora de cine, guionista cinematográfica y bloguera Zoé Valdés es publicada por primera vez en 1986 con su libro Respuestas para vivir, una recopilación de poemas que será el inicio de su profesión como escritora; narrando y retratando la vida en Cuba, Valdés dedica gran parte de su obra a su país natal como La ficción de Fidel (2008), Vagón para fumadores (1996) o La nada cotidiana (1995), novela recomendada en este texto. Igualmente, en 1995 es exiliada en París donde escribe este libro, el cual desde sus primeras frases ya le recuerda al lector que todos poseemos una idea de paraíso; una imagen bastante subjetiva dentro de cualquier ámbito de la imaginación y que al momento hacerla realidad trae consigo la posibilidad de fallar épicamente, aún más cuando ese paraíso se transforma en un ideal de nación como el único atisbo de esperanza que trae consigo el querer encontrar la calma en medio de la marea.   

La nada cotidiana es una novela que cuenta la historia de Patria, redefinida por su cambio de nombre en la narración a Yocandra, una mujer que vive la cotidianidad de la Habana en medio del régimen castrista; es una historia de intimidad, de dolor e indiferencia, pero principalmente, es una historia que lleva las marcas de una vida real en medio del discurso ficcional, es decir, es una novela metaficcional. 

El recurso de la metaficción lleva grandes atisbos dentro de la novela de Valdés, bajo su estilo autorreferencial y autoconsciente se despliega principalmente la construcción de la realidad cubana dentro de la ficción misma, la consciencia de la autora por demostrar dicha realidad desde un punto de vista que es crítico a partir de una novela con temáticas que varían desde el espacio femenino, al caos romántico, hasta llegar a un problema político como el de la revolución cubana. 

Podemos decir igualmente que a partir de la idea de un paraíso perdido Valdés explica el cómo se transforma cuba en un infierno sobre la tierra. Su texto se basa en el contexto real que vive su nación, y por medio de ella crea una obra literaria con tinte antirrevolucionario que también puede leerse en una línea feminista, pues además de revelar las anteriores problemáticas y formar una postura crítica a través de su libro, toma a la vez la oportunidad de crear una nueva forma de resistencia no solo al caos político que vive su país, también es una resistencia a toda opresión que la envuelve en la sociedad, como el ser una mujer escritora en 1990 en un país en el cual la censura era un intermediario, y los mediadores de cualquier producción eran hombres con una tendencia ideológica que primaba sobre cualquier tipo de creación, por lo cual, a través su protagonista Patria/ Yocandra, va a transformar y reclamar su propia libertad fuera de los patrones hegemónicos, ideológicos y patriarcales que la censuran. 

Por lo que su libro logra en sus ciento sesenta y dos páginas crear un acto social simbólico, en el que le da una voz propia a la sociedad cubana a través de sus personajes, pues Patria en el relato constantemente está buscando la visibilizarción de las problemáticas y su complejización por medio de otros personajes además de sí mismo, como en la vecina Hernia, la Gusana, el Lince, su vecina anciana o Rita la secretaria, donde las perspectivas cambian y se le permite al lector conocer y empatizar con cada una de sus situaciones, existe el cuestionamiento constante, se busca entender el porqué de ciertos sentimientos y principalmente, se tiene una inherente necesidad de dar cuenta de una realidad aislada en el texto literario 

Finalmente, la obra de Valdés se hace valiosa a la hora de leer a Latinoamérica, así como es una mejor forma de apreciar y entender las consecuencias de lo que trajo consigo la revolución cubana. Su libro posee una forma única de divertir y conmover a su lector; el personaje de Yocandra cala fuertemente, ya que es ella misma quien en busca de un escape se narra página a página en medio de la nada, relata lo cotidiano y lo banal, sus sueños y desgracias como una forma de gritarle al mundo que también existe, que en la nada cotidiana se encuentra Patria al inicio y al final como la chica en medio del purgatorio sin saber a dónde ir. 

 

Te invitamos a prestar este libro en algunas de nuestras bibliotecas 

La nada cotidiana. Emecé editores, 2004. 

Clasificación: Cu863 V145na 

 

Por Mariana Blandón Villa
Mediadora de Biblioteca

Parque Biblioteca Pbro. José Luis Arroyave, San Javier