“Lo mejor de vivir aquí es que juntos aprendimos a convivir y en hermandad fuimos amasando y haciendo la comuna. Aquí nos pusieron la harina, el agua, y los condimentos y nosotros amasamos, le dimos el toque y el gusto. Eso es lo rico de vivir aquí, que todos lo soñamos y hemos sido gestores de nuestro territorio”

Henry Ortiz en entrevista para el Metro de Medellín

En palabras de Henry Ortiz, quién fue líder social, fundador y director de la Casa de la Cultura del Doce de Octubre, a través de su libro “Barrio Doce de Octubre”, publicado en 1989, podemos realizar un recorrido por la historia del barrio; por su memoria desde distintos enfoques o temas.

Gracias a su publicación, podemos mencionar uno de los aspectos que ha sido fundamental en la construcción del barrio y la consolidación de su comunidad: el deporte, tema que hemos abordado este año en Memorias Vivas, programa que desde el Sistema de Bibliotecas Públicas de Medellín busca “activar las memorias locales a través de estrategias de recuperación o dinamización, fundamentadas en el encuentro, el diálogo o los recorridos  urbanos y rurales, que permitan el reconocimiento del territorio y apropiación de la información local para el fortalecimiento de las identidades territoriales.”¹

¿Qué sería de la historia de un barrio, de muchas de nuestras memorias infantiles, sin los juegos callejeros? Sin lugar a dudas, los picaditos de futbol con los amigos y las cuadras llenas de niños andando en triciclo, jugando a la golosa, montando en patines o paseando en bicicleta son dos escenas que nos remiten al ayer; vivencias que en su momento motivaron el sentido de vecindad en nuestros territorios mediante la organización de ferias y torneos.

Al respecto, el autor nos relata lo siguiente:

“Diversos actos deportivos se vivieron en el barrio 12 de octubre, competencias deportivas para niños y grandes tuvieron lugar, donde también se realizaron espectáculos artísticos y culturales.  Parejo a la construcción del barrio, se adelantaban trabajos de la unidad deportiva para la práctica del fútbol, baloncesto, voleibol y natación; además, se tendrían espacios como kioscos, tribunas y zonas peatonales para los usuarios. Todo esto construido por el municipio con la ayuda de Coldeportes Antioquia y siendo administrados por la junta de acción comunal y la liga de natación de Antioquia.”²

Además de la narración, las fotografías que contiene el libro son un aspecto a resaltar, pues nos permiten visualizar no solo la gestión pública, sino también la gestión comunitaria; la de cada uno de los habitantes, tanto en la práctica deportiva como en la construcción de los espacios que permitían reunir a la comunidad alrededor del juego y el deporte.

Si quieres acceder al libro de Henry Ortiz, te invitamos a acercarte a nuestro Parque Biblioteca con tu documento de identidad y solicitarlo en calidad de préstamo. Ahora bien, si aún no estás registrado en nuestra base de datos, necesitarás también nombre y teléfono de dos referencias; una familiar y una personal que no residan contigo.

Te recomendamos estar muy atentos a nuestras redes sociales, pues con motivo de la pandemia los horarios y días de atención pueden variar. Nos encuentras en Facebook como: @PBDocedeOctubre

Reseña elaborada por:
Yina García, mediadora social y cultural.

_____________________________

[¹] Sistema de Bibliotecas Públicas de Medellín, Plan Táctico 2020

[²] Barrio Doce de Octubre, Henry Ortiz (1989) pág. 60.

0