Jugar con responsabilidad

¿Son los videojuegos adictivos? ¿El videojuego resalta las malas conductas? ¿Son sanos los videojuegos? ¿son los videojuegos solo entretenimiento?

Son las preguntas que se suelen hacerse en torno al mundo de los videojuegos, siendo esta actividad uno de los principales medios de entretenimiento de niños, jóvenes y adolescentes alredor del mundo.  La diferencia generacional entre los padres y sus hijos, a veces entre educadores y alumnado con las generaciones que han crecido con la tecnología es abismal, lo que se conoce como brecha digital. Pero, la diferencia no radica únicamente en el conocimiento para acceder a las consolas o plataformas, sino que se eleva al nivel conceptual y a un estilo de vida.

Para empezar a desmitificar aquellos prejuicios o preguntas que se hacen, hay que decir que los videojuegos abarcan otras industrias culturales como la literatura, el comic, el cine, etc. Y muchas de las nuevas tecnologías como los desarrollos de software y de aplicativos móviles, diseño web, publicidad digital están siendo desarrolladas por los consumidores de videojuegos. Habilidades que se adquirido al estar en contacto desde pequeños con la tecnología y al pertenecer a comunidades gamers, que mediante foros y blog comparten conocimientos. Sin embargo, estas nuevas industrias se deben acudir a la educación de los consumidores, en cuanto a ofrecerle conocimiento técnico y una conciencia sobre el uso responsable de los videojuegos.

Así como se ha dicho que la conexión a los videojuegos puede resultar fructífera para el entretenimiento y una pieza clave para las economías de los jugadores. La desconexión de los videojuegos también resulta vital para el buen uso y la responsabilidad al momento de jugar. Mantener hábitos saludables con una buena conducta y disciplina hacen que el jugar videojuegos sean un medio de entretenimiento con alto potencial para llegar al conocimiento y hasta nuevos modelos económicos.

 

Algunos tips para jugar con responsabilidad

*Corrige tus posturas

*Prioriza tus deberes

*Haz ejercicio físico

*No pierdas horas de sueño

*Reconoce el control parental

*No excedas las dos o tres horas de juego al día